lunes, 15 de agosto de 2016

¿El futuro irreversible?

Carta abierta del director de EL PAÍS a la Redacción del periódico

Antonio Caño, director del diario español, ha mantenido una reunión con la plantilla para explicar la inminente transformación del diario en un medio esencialmente digital

 3 de marzo de 2016

Queridos compañeros:
Hemos conversado esta mañana sobre la dura realidad a la que se enfrentan nuestro oficio y los periódicos en todo el mundo. En EL PAÍS hemos venido haciendo ajustes desde hace tiempo y hemos conseguido llevar a cabo la transformación digital paliando, en la medida de lo posible, los daños que esta ha provocado en nuestro sector. Afortunadamente, y pese a las dificultades [ ... leer más ...]

 

viernes, 24 de junio de 2016

Leer, un verbo que no acepta el imperativo


Hace unos días recomendaba a mis alumnos lecturas para verano. Incluso los de sobresaliente se reían. ¿Qué puede hacerse en esa lucha a muerte frente a los nuevos recursos tecnológicos? Parece claro que moriremos en el intento o  nos convertiremos a una secta, como en las viejas películas o como ya apuntan historiadores como García Simón. Otro día a uno de mis hijos, mirando atento su brillante pantalla de la PS, le interpelé por el libro que leería este verano y se quedó mirándome como si de pronto le hubiera estropeado el dulce sueño en el que pernoctaba.
Quizá, los escritores, que ponen su vida al servicio de escribir sin fin, o con él, sepan cómo hacerlo. Los docentes y las instituciones que nos gobiernan, empiezo a pensar que no. Algo debe cambiar para que no seamos la secta que referimos al principio.
Por si sirve de algo, aunque me temo que estos también hace mucho tiempo que están lejos del mundanal ruido de las aulas, y sobreviven en connivencia con sus gloriosas editoriales, dejo un enlace al artículo de la revista El Cultural, 24 de junio de 2016:

Y este cuento ha empezado

Qué (y cómo) leen a sus hijos los escritores

 

Por lo menos nos servirá para reflexionar y tomar alguna idea. Es lo que casi siempre hacemos, sin que nos importe si sopla el levante o el poniente. Quienes creímos que leer era nuestro camino de salvación no tenemos más solución que esa.Perdonen el pesimismo, pero es que  a veces los días son lo que son y no hay tregua para otras concesiones.

Y por si todavía les queda algo de esperanza, les dejo algunas recomendaciones de lectura para el verano, de las que hice a aquellos chicos de sobresaliente que todavía se están riendo. 
 
No saben lo que se pierden leyendo en una buena sombra. O quién sabe, igual somos nosotros los equivocados y somos nosotros los que nos estamos perdiendo la realidad.

lunes, 2 de mayo de 2016

Nativos digitales: ¿Todo está listo o todo está por hacer?



El material de trabajo para quien se enfrenta a la lectura y la escritura en el siglo que vivimos, hace necesario enfrentarse y reflexionar sobre el concepto "nativo digital". Sin embargo, de la misma manera que el nacimiento fija el principio de la capacidad comunicativa en cada hombre, pero no garantiza el que se alcance un nivel óptimo sin esfuerzo, el paradigma digital no va a ser menos y hará necesario un camino de aprendizaje imprescindible.


En los siguientes artículos, aunque solo los de Danah Boyd e ICDL americas, pueden considerarse como originales, el debate y quizá las conclusiones están servidas.


Pero la cuestión final quizá sea fácil: ¿Todo está listo o todo está por hacer? ¿Cómo van a aprender?




martes, 12 de abril de 2016

El cómic como instrumento de narración en el aula

Uno de los instrumentos más tradicionales para trabajar la narración ha sido desde siempre el cómic. En el aula es muy útil y ayuda a comprender el funcionamiento de los textos discontinuos.
Hay siempre la posibilidad de trabajar con el dibujo a mano alzada, pero también existen instrumentos digitales que ayudan a su realización y a su difusión.

El trabajo que acompaña esta reseña está realizado por una alumna de 1º de ESO. En él puede apreciarse, que casi de una manera intuitiva, domina muchos de los procedimientos de expresión del cómic, posiblemente porque ha sido un recurso en el que ha desarrollado su capacidad lectora.


El lenguaje del cómic
Actividad de aprendizaje interactivo sobre el lenguaje del cómic

Herramientas para trabajar el cómic en clase:


Tutorial sobre cómo crear un cómic digital:



Referencias sobre cómic y educación

Otras opiniones: * Cómic en papel vs cómic digital

lunes, 11 de abril de 2016

El mural, aquella maravillosa forma de leer y escribir

El mural como herramienta en la clase no es ninguna novedad, ha sido usado por los profesores y profesoras desde el principio de los tiempos. Fue, como los mapas, una herramienta fundamental para enseñar, y en algunos casos para potenciar la creatividad de alumnos y alumnas cuando casi todo se ceñía a la memoria.El mural era un claro antecedente de esta forma de escribir y leer que nos plantea la modernidad. Eran y son un recurso barato de decorar la clase y darles la personalidad del grupo. 

Vienen los murales al hilo de recordar algo que ya hemos dicho alguna otra vez: casi nada nuevo se ha inventado. Todo estaba y si acaso se ha ajustado a los nuevos tiempos. Ahora contamos, además de la tijera y el papel con novedosas herramientas para trabajar el mural. 


Las nuevas tecnologías nos permiten, que aquel empeño cooperativo que tantas veces acompañó al mural, hoy pueda incluso realizarse desde la distancia gracias al universo digital. Algunas de esas herramientas más conocidas, que no las únicas son:Si hasta ahora la realización de murales era realizada con cartulinas y rotuladores, estas cuatro herramientas nos permiten trabajarlos de un modo interactivo gracias a la innovación tecnológica.
  • Glogster es una herramienta imprescindible a la hora de crear nuestros propios murales. Una vez registrados gratuitamente, podemos diseñar nuestro mural añadiendo cualquier archivo que consideremos relevante de un modo sencillo. Además ofrece la posibilidad de imprimir los murales, lo que nos facilita su uso en el aula.
  • Mural.ly es otra herramienta útil a la hora de diseñar nuestros murales: permite incorporar textos, imágenes y todo tipo de archivos. ¡Obtén un mural repleto de información!
  • Lino es mucho más novedoso, actuando como un gran panel donde podemos insertar todo tipo de información como si pegásemos un post-it. Además está disponible para los dispositivos i-Pod, i-Pad, tabletas y teléfonos Android, lo que facilita la comunicación en tiempo real.
  • Padlet nos ofrece un mural en blanco al que podemos añadir cualquier fondo y documento para diseñar nuestra propia pizarra interactiva, a través de la que podemos compartir cualquier tipo de archivo.

Dejo también algunos enlaces que vienen a corroborar lo que venimos diciendo sobre la utilidad y la modernidad de este viejo invento:

jueves, 10 de marzo de 2016

HACIA OTRA FORMA DE LEER Y DE PENSAR




Muchos profesores vivimos todavía en el siglo XIX. No nos hemos percatado, o en algunos casos no terminados de aceptar, que determinados paradigmas educativos han cambiado, y que lo que sirvió para que estudiaran Mariano José de Larra o Marie Curie, si se observa con un mínimo detenimiento el contexto, un elemento fundamental para entender el acto educativo, no puede ser válido, o por lo menos no puede ser suficiente, para que los hombres y mujeres del siglo XXI, entiendan, comprendan y sean capaces de valorar y hasta de cuestionar el modelo bajo el que vivimos. Solo posicionamientos muy conservadores pueden propugnar seguir ajenos a esta evidencia constatable. Y así, siendo obvio que hoy nadie se plantea realizar una intervención quirúrgica con el instrumental y los protocolos del siglo XIX, en la escuela, que habría de ser un referente desde el que abrir nuevos caminos, un acto tan fundamental como el acto de leer se mantiene anclado en unas premisas y en una concepción a todas luces insuficientes para abordar las nuevas realidades en las que conviven y desde las que han de interpretar la vida nuestros alumnos.
Por estos planteamiento es por los que tampoco pueden compartirse con José Antonio Marina y María de la Válgoma, sin duda referencias imprescindibles de nuestra educación, la afirmación de que “La lectura se encuentra acosada por la competencia de otras fuentes de diversión e información, en especial por los medios audiovisuales, que ejercen desde la infancia una poderosa fascinación”1. Y es que no tienen muchos distractores a su alcance, que quizá también, lo que sí tienen delante es un marco espacial distinto, un marco instrumental y de referencias diferente, mucho más amplio que aquel en el que desarrollaban sus capacidades intelectuales nuestros antepasados. Un escenario en el que, desde la “explosión digital”, las posibilidades son muy diferentes y cada vez más distantes de los antiguos modelos unidireccionales.
La actualidad digital ha desvelado espacios para la lectura interactiva impensables antes, cuando el proceso de definición de los contenidos dependía en gran medida del potencial imaginativo del lector, al que se imponía la obligación de –por ejemplo- imaginar los mundos sugeridos por el texto. En ese sentido los textos de la modernidad son más democráticos porque, incluso a los menos creativos o aquellos que presentan déficit de creatividad, les facilitan modelos con los que acceder a las realidades que se ofrecen. Y este hecho, contrariamente a lo que podría pensarse, no tiene por qué mermar las capacidades de quienes sí poseen o han desarrollado la creatividad o la innovación. Esos, sin duda seguirán encontrando nuevos caminos, nuevas fronteras en los textos con los que trabaja.
Lo cierto es que cuando un niño, por ejemplificar, se enfrenta a la pantalla de una tableta o de una computadora con una aplicación interactiva, tiene ante sí un código mucho más elaborado, y que solo una parte de ese código con el que ha de trabajar y que ha descodificar, coincide con aquel otro al que se enfrentaron los pensadores citados al principio o cualesquiera otros.
Vivimos tiempos en los que la frontera de las cosas, de las artes y de las ciencias están cada vez más difusas. El viejo dilema ciencias o letras será cada vez más difuso. El futuro, en un mundo sin fronteras para el intelecto, será de quienes dominen la capacidad de crear y de entenderlo. El futuro cada vez está más cerca de un remozado concepto del hombre utópico del Renacimiento. La pena es solo que los Estados y los poderosos idearán un modelo suficiente y capaz para gestionarlo a favor de los de siempre.
1 La magia de leer, Capítulo 2: Razones de un desamor, Plaza y Janés, 2010.

lunes, 7 de marzo de 2016

LEER EN EL SIGLO XXI: NUEVAS ESTRATEGIAS PARA PROFESORES. Beatriz Montesinos

Marc Prensky dice que nuestra generación aprendió a entender el mundo a través de la lectura, y que nuestros hijos ahora, aprenden a entender el mundo a través de la tecnología.
Pero leer, sigue siendo una competencia básica para poder aprender. Lo que ocurre, es que el modo de leer en el siglo XXI, al igual que el modo de pensar, es diferente hoy a como era en siglos pasados. ¿Por qué? Porque está determinado necesariamente por el incremento de medios y formatos dispares de comunicación,tanto analógicos  como digitales.
El medio, el formato y la accesibilidad al medio son los tres puntos que marcan la diferencia [...]

Beatriz Montesinos es Psicóloga, especializada en Psicología Social y de la Educación. Experta en diseño de programas, entornos y materiales educativos con soporte de las TIC. Formadora de la Escuela de Padres con Talento. Mi pasión: no dejar de aprender, compartir lo que aprendo y colaborar mediante mi trabajo en la construcción de un mundo más humano, donde el conocimiento y la tecnología estén al servicio de las personas para ser más felices. [Ir a su página]